h1

Cuestiones de Género.

junio 11, 2010

En un momento del cómic Powers, Bendis, su guionista, pone en boca de un personaje la queja de que el cómic norteamericano está dominado en un 90 por ciento por el género de superhéroes. Todo un medio dominado por un solo género, dejando un 10 por ciento a otros. Sería como si la mayor parte de la producción cinematográfica fuera de género western y solo un 10 por ciento fuera para ciencia ficción, thrillers, dramas sociales, biopics, etc…

Powers, un comic de superhéroes vistos desde fuers

La queja que lanza Bendis dentro de un comic de superhéroes tiene su miga. Durante los años 50 el cómic americano estaba formado por western, romance, Si-fi, Terror y otros géneros. De hecho el género de superhéroes era algo marginal pues la edad de oro del género había acabado tras la segunda Guerra mundial. La campaña contra el cómic realizada por el doctor Wertham (se puede ver aquí información sobre el tema) hizo que el comic dejara de ser un producto de grandes tiradas, restringido a los niños y con unos códigos de censura muy estrictos.

Superviviente del comic code y en gran parte colaboradores del mismo los comics de superhéroe fueron el nuevo género surgido tras la debacle de los comics EC. Rick Veitch en el Maximortal habla de ello, haciendo del editor de superman (True Man en el comic) el villano de la función que aprovecha la crisis creada por Wertham para hacer del comic de superheroes el dominante del medio.

El mismo Alan Moore da una vuelta de tuerca a todo esto en watchmen. En un mundo donde los superhéroes son reales el género dominante es…el comic de piratas.

Lo cierto es que en el imaginario USA comic y superhéroe es sinónimo y todo lo que escapa de las capas y el pijama es underground, indie o raro. Por el contrario el comic de superhéroes apenas tiene presencia en el comic europeo o japones, donde la convivencia de géneros se acerca más a ese hecho cinematográfico que el personaje de Bendis parece desear para el comic –USA.

Lo cierto es que este dominio de los superseres puede parecer un hecho grave y que limita a los creadores, pero uno, que en el fondo es pijamero, no deja de darle vueltas al asunto

¿Es realmente un hecho puntual del comic estadounidense ese dominio genérico?

Pensemos en la series que nos vienen de allí. La década pasada ha sido la gran década de las series americanas. Muchos incluso comparan series como los soprano con esa idea de La Gran Novela Americana. Pero si analizamos las series, y en concreto las series de culto nos daremos cuenta de un hecho curioso: Todas son el mismo género.

Alguien puede decir ¿es el mismo género Deadwood, Lost, Heores,Mad Men, My Name is Earl…Pues sí, porque todos son….melodramas.

El melodrama puede disfrazarse de ciencia ficción conspiranoica como en Lost, de comedia como En How i meet your mother, de Space Opera en Batlestar Galactica o de thriller judicial en Damage, pero las tramas folletinescas, los sentimientos a flor de piel, los conflictos amorosos o los engaños de los personajes es lo que mueven casi todas las series en un noventa por ciento. El diez por ciento restante son ciertas sitcoms (curb your entusiasm o and a half men) y series excepcionales como The Wire (que se elevan del melodrama hacia la novelización a lo Balzac). De hecho el melodrama ha arrinconado la tradicional serie de aventura (Equipo A, El Coche Fantástico) de forma que las series que mantienen la clásica estructura episódica (como House o CSI) se han llenado de elementos melodramáticos.

De la misma forma que las series, el comic de superheroes tambien se disfraza de otros ropajes genericos: Ya Stan Lee hizo que los 4 Fantasticos fuera un comic de superheroes en clave de Ciencia Ficción y Spiderman uno en clave romantica. A partir de ahí tenemos superheroes de serie negra (Punisher, Daredevil), de espionaje (Nick Furia) de comedia (la JLI de Giffen o Hulka de Byrne o Slott) de drama adolescente (Teen Titans) o melodrama (los X-Men de Claremont).

Podemos ir mas lejos y preguntarnos si el 90 % del cine americano no es sino cine de acción.

Quizas la respuesta a todo ello sea que los uniformes coloristas de los supereheroes hacen que el código generico de los mismos sea más llamativo que el melodrama u otros géneros.  Quizas el hábito haga al monje.

Anuncios

2 comentarios

  1. ¿Mi nombre es Earl es melodrama?


    • Es quizás discutible que lo sea y eso lo emparentaria con Curb Your Entusiasm o con otras…pero se trata de una regeneración moral, tiene tramas de relaciones familiares (su ex.esposa o su padre) y ha tenido tramas amorosas y elementos sentimentales…creo que el elemento melodramático esta como lo esta en Arrested Development, de forma irónica y distanciada.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: