h1

Falsedades

octubre 4, 2010

En uno de los cuadrados semióticos de Greimas se establecían las categorias de la verdad, la mentira el secreto y la falsedad en torno al concepto de ser y parecer. El cuadrado es tal que así:

SER-PARECER: Verdad

SER-NO PARECER: Secreto

NO SER-PARECER: Mentira

NO SER-NO PARECER: Falsedad

Los tres primeros conceptos son facilmente asimilables, pero el último, al menos para mi cuando era mucho más joven y el profesor Teoria de la Comunicación Manuel Angel Vázquez Medel (muy buen profesor, dicho sea de paso) lo explicaba,  no lo entendí a la primera: ¿Que diferencia a la mentira de la falsedad?

Y si embargo es obvio, la falsedad es no ser y no parecerlo. No hay ningun intento de hacer creer que eso pueda ser. La falsedad es, por tanto, la representación que no oculta minimamente su condición de tal. Ojo, no una reflexión sobre la representación (sea de indole bretchiana, metalingüistica o posmoderna) sino una asunción total de que nadie puede creerse eso.

Precisamente ese es el estatuto de la televisión actual. El de una representación que ni es ni parece. Vean este video (un ejemplo entre muchos, sin duda alguna) donde los descuidos, disgustos y disculpas son tan forzados que sólo habitan en la Falsedad.

Pero si esto ocurre en los programas de la neotelevisión (concepto acuñado en los 80 para referirse a la posmodernidad televisiva), más significativo es su presencia en los circulos de la representación politica. A fin de cuentas esta pasa tambien por el tamiz de la representación televisiva.

Como pueden ver, otro video de gestos vacíos, indignaciones forzadas y representaciones falsas. Ese es el mundo de la politica actual. Los politicos no nos mienten, porque ni siquiera ya parecen. Como la huelga general, una huelga tan falsa que no se la ha creido nadie.

Eso si, un apunte sobre la huelga del 29. Para ser una huelga contra el gobierno de Zapatero es curioso como los medios de derecha la han atacado. La confirmación de que el PSOE y el PP son en el fondo el mismo Partido Neoliberal. Lógico pues no son ni parecen socialistas y mucho menos populares, al menos en el sentido de popular como relativo a Pueblo.

Anuncios

2 comentarios

  1. Esa falta de correlación entre la presencia en televisión y el “ser-parecer” centra un artículo que va a parecer publicado en la revista Leer, num 216, que llega a quioscos esta misma semana. Menuda sincronía.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: